Fichas de peliculas
  • Registro
CÓMO ENTRENAR A TU DRAGÓN
INFORMACIÓN
Titulo original: How To Train Your Dragon
Año Producción: 2010
Nacionalidad: EE.UU.
Duración: 98 Minutos
Calificación: Autorizada para todos los públicos
Género: Animación, Aventura
Director: Dean DeBlois, Chris Sanders
Guión: William Davies, Dean DeBlois, Chris Sanders. Basados en la novela escrita por Cressida Cowell
Fotografía: Gil Zimmerman
Música: John Powell
FECHA DE ESTRENO
España: 26 Marzo 2010
DISTRIBUCIÓN EN ESPAÑA
Universal Pictures


SINOPSIS

Ambientada en el mítico mundo de los rudos vikingos y los dragones salvajes, y basada en el libro de Cressida Cowell, esta comedia de acción narra la historia de Hiccup, un vikingo adolescente que no encaja exactamente en la antiquísima reputación de su tribu como matadores de dragones. El mundo de Hiccup se trastoca al encontrar a un dragón que le desafía a él y a sus compañeros vikingos a ver el mundo desde un punto de vista totalmente diferente...

INTÉRPRETES

Animación

MÁS INFORMACIÓN DE INTERÉS

icono criticasCRITICA

icono trailersTRÁILER'S

icono bsoBANDA SONORA

icono clipsCLIPS

icono featurettesCÓMO SE HIZO

icono videoentrevVIDEO ENTREVISTAS

icono audioAUDIOS

icono premierPREMIERE

icono criticasSECUELAS

Festivales y premiosPREMIOS Y FESTIVALES

Informacion exclusivaINFORMACIÓN EXCLUSIVA

PREPARÁNDOSE PARA LA BATALLA...
    Hace casi seis años, la serie de libros de la autora británica Cressida Cowell llamó la atención de los creadores ejecutivos de DreamWorks Animation. Con una sólida reputación conseguida a base de tomar títulos pequeños pero respetados y transformarlos en grandes éxitos de taquilla, no tardaron ni un minuto en ver el potencial cinematográfico que tenían las hazañas de un chico enclenque llamado Hipo que intenta encontrar su sitio en el aguerrido mundo de los vikingos. “Si uno va a escribir sobre vikingos y dragones, tiene que ser algo con una escala muy grande”, dice Cowell. “Me sentí sumamente ilusionada cuando DreamWorks manifestó su interés por el libro, ¡pues sabía que iban a poder hacer la película en una escala que apenas me podría imaginar!”
   La productora Bonnie Arnold no tardó mucho tiempo en interesarse por la nueva propiedad recién adquirida. Supervisó el proyecto a medida que éste iba avanzando por el proceso de desarrollo, y cuando Bill Damaschke, el copresidente de producción de DreamWorks Animation, le preguntó en qué le gustaría trabajar a continuación, ella eligió “Cómo entrenar a tu dragón”.
   Para Arnold, uno de los mayores retos como productor era tomar un mundo concreto como el creado en los libros de Cowell y adaptarlo a un largometraje entero. “Queríamos hacer de la película un gran acontecimiento, una película realmente de acción y aventuras con personajes estupendos que pudiesen atraer a un público amplio”, explica Arnold.
   Para encabezar el proyecto, el estudio recurrió al escritor y director Chris Sanders, nominado al Óscar, y al escritor y director Dean DeBlois. Para Sanders, la atracción ejercida por la historia de Hipo fue inmediata: “Creo que la historia que hay dentro de esta historia es de una gran profundidad emocional, lo que me pareció emocionante, pero lo que de verdad me llamó la atención fueron las secuencias de vuelo”, dice Sanders. “Hacía mucho tiempo que quería hacer una película que de algún modo implicase seres, personas o superhéroes que volasen, así que cuando leí la primera versión de esta historia, pensé: ‘¡Caramba, podemos hacer de esto algo nunca visto!’”
   “Chris me llamó el fin de semana después de que hablara con Jeffrey Katzenberg”, añade el escritor y director Dean DeBlois, “y me dijo que ‘Cómo entrenar a tu dragón’ era algo que estaba muy en mi onda, concretamente, un protagonista adolescente en una película súper espectacular de acción y aventuras fantásticas. Y eso es algo que me atrae de verdad, ésas son las historias que yo escribo. Me apunté inmediatamente y leí el libro. Pude ver que tenía un inmenso potencial, y volver a trabajar con Chris me hacía muchísima ilusión”.
   Mientras que el libro arranca en un punto en el que los dragones se han integrado en la estructura social de los vikingos, los realizadores se percataron de que la clave sería retroceder unos cuantos años en el tiempo. Arnold explica: “En términos de narrativa, creo que nuestro punto de partida era elaborar la historia desde su origen: cómo Hipo y su relación con un dragón llamado Desdentao cambiaron totalmente su mundo. Ésa era la historia que queríamos contar, la de cómo empezó la relación entre vikingos y dragones que produjo como resultado las aventuras de estos libros, de las que hemos oído hablar y que conocemos y nos encantan”.
   Los libros de Cowell se basaban libremente en las propias experiencias personales de la infancia de la autora, la cual pasó en una isla remota y deshabitada frente a la costa occidental de Escocia. Sin carreteras, casas ni electricidad, era un sitio ideal para que la imaginación de la joven Cowell se disparase sin freno, el fondo que más tarde sentaría las bases del mundo de dragones y vikingos de sus historias. No tenía que esforzarse mucho para verse a sí misma como un rudimentario vikingo-en-prácticas llamado Hipo, con un jefe llamado Estoico como padre”.
  Alessandro Carloni, encargado de la historia, opina: “En el libro había cualidades con mucha inspiración que queríamos incorporar a la película. Ciertamente, había mucho encanto en la forma en la que la autora describía la vida cotidiana de los vikingos. Queríamos darle un poco de animación, hacer un poco mayor al protagonista y encuadrarlo definitivamente en el género de acción y aventuras”.

LOS VIKINGOS QUE ATACAN…

   En la adaptación cinematográfica de “Cómo entrenar a tu dragón”, los mundos de los vikingos y de los dragones tienen cada uno su propio ámbito, pero cuando se cruzan, como sucede a menudo, el resultado es explosivo y destructivo. Dice Dean DeBlois: “Queríamos establecer la idea de que había una mitología en ese lugar, y de que a la Isla Mema, en donde viven, habían llegado navegando hace muchísimas generaciones, unos 300 años antes”.
   “La cualidad más importante en un actor de animación”, dice Arnold, “es su capacidad para retratar algo con su voz. Lo que más me gusta de Hipo es que lo que se percibe como sus defectos se convierten en sus mayores virtudes. Apoyamos a Hipo. Esa cualidad se da en abundancia en Jay Baruchel. Es listo, es gracioso, y tiene un humor un poco extravagante”.
   Arnold también atribuye a los escritores Sanders y DeBlois (junto con la interpretación de Baruchel) el mérito de crear un personaje socialmente desvalido y que merece nuestro apoyo. “Hipo es en realidad el futuro jefe, y eso es algo que el resto de la tribu tiene que asimilar y comprender”.
  Dice Chris Sanders: “Es divertidísimo trabajar con Jay, porque le da realmente vida a los diálogos”.
Dice Arnold: “Gerry Butler se hizo famoso por su papel en ‘300’, y vimos esa película y pensamos: ‘Ahí va, pero si es nuestro Estoico’. Tiene una gran voz cavernosa que tiene que llenar a este hombre gigantesco. Invitamos a Gerry a una reunión y le enseñamos lo que teníamos de la película, y se mostró muy interesado e ilusionado”.
   Y Butler llegaba con un gran bagaje de experiencia: “Tengo la suerte de haber interpretado ya a un personaje vikingo, y he interpretado muchos personajes como éste”. “Creo que la conversación más importante que tuvimos con cualquiera de los actores fue una conferencia con Gerard Butler unos días antes de hacerle la prueba de grabación”, recuerda DeBlois. Esa llamada inicial a Butler les proporcionó a los realizadores detalles adicionales del carácter de Estoico, y fue un momento decisivo en el desarrollo de la película.
   Los realizadores fueron también increíblemente afortunados al recibir el talento de América Ferrera, una actriz a la que Jeffrey Katzenberg, de DreamWorks Animation, había estado rondando para que se uniera a uno de sus proyectos desde que su serie “Betty la Fea” se convirtiera en un fenómeno internacional. Y el personaje de Astrid, la adolescente vikinga más prometedora de la isla, era un gran papel.
   “El personaje de Astrid, a quien da voz América Ferrera, no existía en el libro original. Pero creo que, al hablarlo con los realizadores, nos pareció que era importante que en la película hubiera un personaje femenino fuerte, alguien al que nuestro público femenino pudiera entender y querer ser como ella”, dice Bonnie Arnold.
   “Al igual que el personaje al que interpreta, América es muy centrada”, continúa DeBlois. “América tomaba sus párrafos y los coloreaba de una forma que parece muy específica de una persona real. Eso es lo que me encanta de la forma en la que abordó el personaje: no llegar y leer simplemente los diálogos, sino más bien llegar con un conocimiento pleno del personaje. Eso es lo que marca la diferencia en la pantalla”.
   Junto a ellos en ese viaje hay unos personajes con unos nombres muy apropiados: Patán Mocoso, interpretado por Jonah Hill, Patapez, en la voz de Christopher Mintz-Plasse, y los belicosos guerreros gemelos Chusca (Kristen Wiig) y Brusco (T.J. Miller).

Y LOS DRAGONES QUE CONTRAATACAN...

   “Cómo entrenar a tu dragón” comienza, muy apropiadamente, con uno de los ataques nocturnos, con hordas de dragones (y no de una sola raza, atención) bombardeando la isla, llevándose volando el ganado y destruyendo sus propiedades. Dean DeBlois explica: “Para Chris y para mí era muy importante empezar con una gran escena, porque queríamos dejar claro desde el principio el elemento fantástico y de aventuras y fijar el conflicto entre vikingos y dragones. Queríamos causarle una fuerte impresión al público, con mucha agitación, y haciéndole saber que también iba a haber una historia con emoción y sentimiento. Pero la película contiene secuencias de acción realmente formidables y emocionantes”.
  Así pues, dragones. Montones de dragones.
“En el libro original de Cressida Cowell, los dragones sí que hablaban. Tenían su propio lenguaje, pero ya desde el principio decidimos hacer a los dragones más parecidos a animales, con una comunicación no verbal. Creo que una de las razones fue que eso hacía que los dragones pareciesen más bestiales, más difíciles de vencer, constituyendo un obstáculo más difícil de superar para Hipo y los vikingos. Y por último, creo que eso lo hizo más interesante también para los animadores, porque les incitaba a darle a cada dragón su propia personalidad, sin depender de una voz. Hay un elemento sonoro en ello, pero en realidad todo se basa en sus expresiones faciales y sus movimientos, y eso es algo que hacen muy bien la animación y el 3D. Al final, eso es lo que diferencia a nuestra película de las otras películas de dragones”, comenta Arnold.
   De entre las múltiples razas de dragones que aparecen en los libros de Cowell, los realizadores decidieron concentrarse en seis clases concretas, y muy diferentes, de dragones. Y aunque cada uno de ellos es presentado brevemente durante la secuencia inicial del ataque, se les conoce a fondo durante las secuencias de Entrenamiento con Dragones, en donde se estudia a un ejemplar de cada raza soltándolo en el ruedo en sesiones de entrenamiento sucesivas.
   Simon Otto, el responsable de la animación de personajes, dice: “Yo capto la idea de los directores y de Kathy Altieri, la directora artística, lo que me da una imagen de la estética que debería tener la película. Empiezo a partir de ahí, y en ese momento digo: ‘¿Qué clase de animación funcionaría mejor con esta historia y en este mundo?’ En este caso, tenemos humanos y dragones. Los humanos son unos personajes estupendos que son muy entretenidos, pero que también tienen que aportar una trama creíble, y ser aquellos con los que el público se va a implicar emocionalmente. Ése era un reto, el otro eran los dragones. Tuve que repartir el tiempo entre esos dos mundos, buscando cualquier cosa que pudiera guardar algún parecido con nuestros dragones en el reino animal: aves, murciélagos, reptiles, mamíferos. Cuando se escogieron las referencias del gato negro o pantera y del lobo, empezamos a incluir referencias sorprendentes como los canguros y los wombat, criaturas ligeramente extrañas con las que puede que no estemos familiarizados, y al final creamos un animal muy tierno con el que puede conectar tanto Hipo como el público”.
   Crear todo recayó en Matt Baer, el encargado de los efectos, quien dice: “Visualmente, nuestro mayor reto en esta película ha sido imaginar todas las diferentes clases de fuego que necesitábamos para los diferentes dragones, y luego hacer que pareciera que todos habían ido evolucionando hasta cierto punto para ser diferentes. Acordamos con los directores que cada dragón tendría su propia clase de fuego, pero al mismo tiempo, no queríamos que fueran tan diferentes que aquello pareciese una serie de ideas esparcidas al azar”.

DIBUJOS DE UNA ÉPOCA...

   Para Belson, uno de los temas claves era la fidelidad, sobre todo a la historia que querían contar los realizadores, y a las fuentes de donde provenía. “Retomamos el libro de Cressida y vimos que había mucho espíritu en él, y creo que sigue presente en la película, pero ciertamente hemos cambiado muchas cosas y las hemos reorganizado. Creo que, en muchos sentidos, la película ha terminado por ser algo así como una precuela de los libros de Cressida”.
   Aunque muchos piensan que el trabajo de un montador cinematográfico es un puesto de post-producción, en el mundo de la animación es exactamente lo contrario. El encargado de montaje, Darren Holmes, dice a propósito de su puesto en la jerarquía del “Dragón”: “Comencé desde el principio mismo, sin ninguna clase de imágenes ni sonidos, y basándose en un guión, o incluso en una idea, los artistas dibujaban unos paneles. Parecidos a las tiras cómicas de los periódicos, incluían indicaciones sobre la acción y el diálogo indicados para la idea de cada escena. Esos paneles nos los daban individualmente, y entonces grabábamos (normalmente diálogos temporales) con la gente que hubiera por el estudio, y luego montábamos esas escenas, para comprobar cómo funcionaba cada escena: si los momentos de los personajes siguen su curso, si se produce comedia. Al contrario que en las películas de acción real, uno puede realmente volver sobre sus pasos y rescribir y volver a montar cosas que ni siquiera se han rodado aún. Es un proceso mucho más fluido. Me gusta compararlo con la posibilidad de proyectar el guión, en el sentido de que uno sigue pudiendo rescribirlo mientras estás ya montándolo”.
   Para elaborar muchos de los efectos visuales de la película, algunos de los dibujantes hicieron viajes de documentación, viajando muchos kilómetros por carretera y por Internet.
   La directora artística Kathy Altieri y un equipo viajaron desde el extremo norte de la costa del estado de Washington, y siguieron por la costa hasta llegar al norte de California. Tomando fotografías por el camino, sobre todo de Cannonball Beach en la costa de Oregón.
   El supervisor de efectos de los personajes, Damon Crowe, concuerda: “Este proyecto es único por la cantidad de pieles que tenemos. Tenemos barbas en todo el mundo. Todos los héroes llevan algo de pieles en sus ropajes. Tenemos que controlar la interacción con esa piel cuando a los personajes les tocan, o cuando simplemente se tocan ellos mismos en alguna parte, y además las barbas tenían que interactuar con las ropas. Intentamos dar con una solución realmente buena para hacer más eficiente el procesado de las pieles en los efectos de los personajes, y en esta casa contamos con un software patentado para que nos haga ese trabajo realmente bien y que llevamos utilizando desde ‘Shrek 2’. Creo que esta película es lo más lejos que hemos llegado hasta ahora en nuestra capacidad para hacer que la piel y el pelo interactúen mejor con los personajes”.
   Al atenerse a la regla del estudio de que todas las películas han de ser creadas y estrenadas en 3D estereoscópico, los realizadores contaron con una nueva herramienta a su disposición para darle vida cinematográfica al mundo desmesurado y cargado de testosterona de los vikingos.
  El productor ejecutivo Johnson observa: “Sinceramente, el 3D es una parte increíblemente elaborada del proceso. Pienso que no nos hicimos ilusiones al respecto cuando nos pusimos a ello. Sabíamos que iba a ser un reto. Al mismo tiempo, es algo que abarca muchas más cosas de las que creíamos, porque estábamos animando esas imágenes utilizando herramientas de 3D, en lugar de aplicarlas cuando el proceso está ya terminado”.
   Craig Ferguson, la voz de Bocapodrida, se hace eco de esa experiencia al observar: “¿Sabes por qué me encanta esta película? Veo un paralelismo entre Hipo y su historia y todos nosotros y nuestros miedos, y el que hayamos tenido alguna relación con ello puede, de hecho, ser el umbral de acceso a un mundo más grande, bonito e interesante. Esa es la razón de que sea una gran película. Todos los efectos y la animación son fantásticos, realmente lo son. Pero la esencia de una película es lo que le hace a uno en su interior, y eso es lo que me hace a mí esto. Es una historia muy potente”.

logo radio directo

A UN PASO DE MI
Estreno Solo en cines 10 Septiembre

El cine de Pajares y Esteso
YO HICE A ROQUE IIITODOS AL SUELO

El cine "S" de hoy
(Contenido no apto para menores de 18 años)
MY DIRTY LIFEAMOR ARDIENTE SOBRE LA ARENA CALIENTE - AL SUR DEL EDEN
Ver todo el cine "Clasificado S"

Comedia erótica italiana
BLUE JEANSLA PROFESORA DE ESQUÍ
Ver todas las comedias eróticas italianas

Sagas del 7º Arte...

Sagas del 7º Arte... TRANSFORMERS

Criticas del pasado...

Crítica... FIN DE SEMANA SANGRIENTOAL FINAL DE LA ESCALERA Crítica... VIAJE ALUCINANTE

Últimos DVD / BLU-RAY

UN LUGAR TRANQUILO 2TODAS LAS LUNAS En Dvd / Blu ray... EL INFORME AUSCHWITZ

Todos los Dvd y Blu Ray's