Fichas de peliculas
  • Registro
CRÓNICAS DIPLOMÁTICAS
INFORMACIÓN
Titulo original: Quai d'Orsay
Año Producción: 2013
Nacionalidad: Francia
Duración: 113 Minutos
Calificación: Autorizada para mayores de años
Género: Comedia
Director: Bertrand Tavernier
Guión: Antonin Baudry, Christophe Blain, Bertrand Tavernier. Basados en la novela escrita por Antonin Baudry, Christophe Blain
Fotografía: Jérôme Alméras
Música: Philippe Sarde
FECHA DE ESTRENO
España: 4 Abril 2014
DISTRIBUCIÓN EN ESPAÑA
A Contracorriente films


SINOPSIS

Alexandre Taillard de Vorms es el Ministro de Asuntos Exteriores en Francia. En su vida se rige por conceptos diplomáticos como la legitimidad, la lucidez o la eficacia, mientras ataca a los neoconservadores estadounidenses, a los rusos corruptos y a los chinos codiciosos. Alexandre contrata a un joven para que le redacte los discursos pero a éste aún le queda por aprender a hacerse con el entorno de Alexandre...

INTÉRPRETES

THIERRY L'HERMITTE, RAPHAËL PERSONNAZ, NIELS ARESTRUP, BRUNO RAFFAELLI, JULIE GAYET, ANAÏS DEMOUSTIER, THOMAS CHABROL, THIERRY FRÉMONT, ALIX POISSON, DIDIER BEZACE, SONIA ROLLAND, JEAN-MARC ROULOT, JANE BIRKIN

MÁS INFORMACIÓN DE INTERÉS

icono criticasCRITICA

icono trailersTRÁILER'S

icono bsoBANDA SONORA

icono clipsCLIPS

icono featurettesCÓMO SE HIZO

icono videoentrevVIDEO ENTREVISTAS

icono audioAUDIOS

icono premierPREMIERE

Festivales y premiosPREMIOS Y FESTIVALES

Informacion exclusivaINFORMACIÓN EXCLUSIVA

ENTREVISTA CON EL DIRECTOR...
¿Cómo descubrió la novela gráfica Quai d’Orsay?...

.- Un periodista amigo mío, Edouard Duprey – de hecho sale en la película –, me regaló el primer volumen de Quai d’Orsay, que acababa de publicarse. Lo leí esa misma noche. Al día siguiente, le pedí a mi productor y socio, Frédéric Bourboulon, que comprase los derechos de adaptación. Lo que me sedujo fue el perfecto equilibrio entre una fuerza cómica irresistible y el realismo, la autenticidad de los personajes, las situaciones y los diálogos. El tema y el motor de ‘Crónicas diplomáticas’ como pasó en ‘Ley 627’ y ‘Hoy empieza todo’, es el trabajo. A esto se añade la vertiente de la crónica, en mi opinión una de las formas más cinematográficas.

'Quai d’Orsay' se publicó en junio de 2010, justo entre la presentación en Cannes de ‘La princesa de Montpensier’ y su estreno comercial. ¿Buscaba un tema para una película?...

.- Sí, ya trabajaba con un par de ideas, pero el azar me llevó a Quai d’Orsay. Mi reacción fue inmediata, no podía dejarlo pasar. Además, estaba en el extremo opuesta de la película que acababa de terminar. La película es una realidad actual, contemporánea, la del gabinete de un ministro, mientras que ‘La princesa de Montpensier’ es una historia de amor pasional con las guerras de religión como telón de fondo.

¿Le pareció evidente desde el principio adaptar la novela gráfica con los autores de la misma?...

.- Sin duda alguna, nunca se me ocurrió otra cosa. En general, el cine utiliza novelas sin preocuparse del autor, sin intentar implicarle en la escritura. En este caso, habría sido un error. La novela gráfica es una fuente inagotable de diálogos de calidad apoyados por observaciones impecables en el dibujo; tenía que colaborar con Antonin y Christophe. Y cuando empezamos a trabajar a seis manos, fue como un torbellino. No podíamos parar. Creo que acabamos la primera versión del guión en diez días.

Uno de los cambios más importantes en la película es el papel de Marina, la chica de Arthur. Al contrario que en el libro, viven juntos, ella tiene una profesión que le gusta. Su vida diaria no se parece en nada a la de su compañero…

.- Me pareció necesario. Quería saber más sobre la compañera de Arthur, hacerla existir, anclarla en un mundo muy real. Así podría servirle de espejo, hacerle dudar.

¿Fue una ventaja escribir el guión en Nueva York, lejos de Francia?...

.- Me gusta la sensación de dejar atrás todos los problemas cotidianos, desde la SACD (Sociedad de Autores), pasando por Little Bear, hasta la reparación de la lavadora. Adaptamos ‘Crónicas diplomáticas’ en una megaciudad que acababa de ser devastada por un huracán.

Desde ‘Une affaire privée’, Thierry Lhermitte no había tenido un papel protagonista. ¿Se sintió motivado por el reto?...

.- Desde luego. Pero tenía una dificultad añadida, todos sabemos qué ministro inspiró el personaje de Taillard de Worms. Thierry no podía caer en la trampa de la calcomanía; al contrario, debía encontrar su propio camino. Desde el principio me propuso una idea original que le permitía hacerse con el personaje. Haría un gesto extravagante para ilustrar sus frases. El ministro imita una espiral, un trueno, una urgencia… Y como Taillard usa parábolas, pocas veces se ha visto en una película a un personaje haciendo tantos gestos cósmico-geométricos. Pero más determinante aún fue el hecho de que Raphaël Personnaz y él se llevaran bien inmediatamente. Es raro ver una complicidad tan rápida. En general, me interesan los actores de acción tanto como los de reacción. Ante el tornado Lhermitte, las reacciones de Raphaël no tienen precio.

¿Qué piensa de la película acabada?...

.- Hay que querer a los personajes, nunca burlarse de ellos ni intentar ser más listo que ellos. Por ejemplo, quería que la consejera Valérie Dumontheil (Julie Gayet) no se limitase a acuchillar a Arthur por la espalda. Debía tener otra dimensión. Cuando está en África, supera su miedo y sale del coche para unirse al ministro. El consejero Cahut me asombra. A pesar de su malhumor, hace unos análisis muy pertinentes de Oriente Medio, a lo que añade su obsesión por los sándwiches y los bocadillos.

logo radio directo


MOON ENTERTAINMENT LOGO PHOENIX ENTERTAINMENT

9 Diciembre solo en cines
MISIÓN H2O

Sagas del 7º Arte...

Sagas del 7º Arte... NOCHE EN EL MUSEO

Criticas del pasado...

LOS ALBÓNDIGAS ATACAN DE NUEVOSIMPLEMENTE MARÍA SIMPATICO Y CARADURA
ALEGRE AMANECER PHOBIAFLETCH EL CAMALEÓN