Fichas de peliculas
  • Registro
SICK OF MYSELF
INFORMACIÓN
Titulo original: Syk Pike
Año Producción: 2022
Nacionalidad: Noruega, Suecia
Duración: 97 Minutos
Calificación: No recomendada para menores de 16 años
Género: Drama, Comedia
Director: Kristoffer Borgli
Guión: Kristoffer Borgli
Fotografía: Benjamin Loeb
Música: Turns
FECHA DE ESTRENO
España: 10 Marzo 2023
DISTRIBUCIÓN EN ESPAÑA
Adso Films


SINOPSIS

Signe y Thomas tienen una relación de pareja poco sana, que cambia, especialmente, cuando Thomas es notado como artista contemporáneo. Signe se inventará un nuevo personaje, para llamar la atención y recuperar su estatus...

INTÉRPRETES

KRISTINE KUJATH THORP, EIRIK SAETHER, FANNY VAAGER, SARAH FRANCESCA BRAENNE, FREDRICK STENBERG DITLEV-SIMONSEN. STEINAR KLOUMAN HALLERT, INGRID VOLLAN, ANDREA BRAEIN HOVIG, HENRIK MESTAD, ANDERS DANIELSEN LIE, FRIDA NATLAND, MATHILDA HÖÖG

MÁS INFORMACIÓN DE INTERÉS

icono criticasCRITICA

icono trailersTRÁILER'S

icono bsoBANDA SONORA

icono clipsCLIPS

icono featurettesCÓMO SE HIZO

icono videoentrevVIDEO ENTREVISTAS

icono audioAUDIOS

icono premierPREMIERE

Festivales y premiosPREMIOS Y FESTIVALES

- Seminci de Valladolid 2022: Mejor película (Tiempo de encuentro) Ex-aequo
- Festival de Cannes 2022

Informacion exclusivaINFORMACIÓN EXCLUSIVA

ENTREVISTA AL DIRECTOR...
¿Qué le inspiró para hacer una película sobre una relación disfuncional y tóxica, una “comedia no romántica”?...
Todo empezó con el personaje principal de Signe y su historia. Pero luego encontré interés en su novio Thomas a medida que avanzaba con el borrador. De repente, vi claro que la espina dorsal de la historia era realmente la dinámica entre ellos, que la motivación de sus acciones a menudo parecía desencadenada por la competitividad en su relación.
Empecé con una imagen del final de la historia, pero no sabía cómo llegar a él. Quería que la película transcurriera en el mundo real, en un entorno social que había observado en Oslo, pero como el personaje acaba yendo tan lejos, trazar cada giro que tenía que dar era un reto. El público tiene que acompañar a Signe paso a paso.

¿Cómo decidió que Kristine Kujath Thorp fuera la protagonista de la película y cómo contribuyó a dar forma a Signe?...
Me siento muy afortunada de haber conseguido que Kristine hiciera esto, es un personaje difícil que cobró vida una vez que Kristine fue elegida. Es un papel fuerte y psicológicamente complejo que también requería un ritmo cómico y maniobras físicas extremas para llevarlo a cabo. En la preparación exploramos una especie de doble interpretación: ¿cómo representar a un personaje que nunca muestra su verdadero yo? Miente mucho, intenta parecer humilde cuando no lo es, siempre aporta un nivel de actuación a sus situaciones sociales.
Interpretar a un personaje que actúa fue un difícil equilibrio que Kristine manejó muy bien. Y además de eso, estaban todos esos elementos físicos, cómo su cuerpo comienza a actuar de manera extraña, horrible y a veces cómica. Los ensayos a veces se sentían como la preparación para un espectáculo de danza torpe. En un momento incluso trató de utilizar electroshock luz para generar un comportamiento físico inesperado, pero fue una idea dolorosamente mala.

¿Cuál fue el proceso y el trabajo que supuso la transformación física de Signe, haciendo del rostro de Signe casi su propio personaje en la película?...
El maquillaje protésico es tan vital para la película que pensé en Izzi Galindo, nuestro brillante diseñador, como una de las estrellas de la película. Pasamos muchos meses diseñando las de transformación de Signe, intentando conseguir algo que impactante y a la vez bello. Nuestra colaboración fue tan divertida que, cuando la producción se sintió presionada por el COVID, acabamos rodando un cortometraje con una idea completamente distinta y previa a SICK OF MYSELF, llamado ‘Eer’, que puede verse en Internet.
Creo que a los dos nos fascina la sensación que puede generar un rostro o un cuerpo alterados. Intentábamos encontrar la línea en la que la dismorfia se viera como atractiva e impactante a la vez. Cuando empezamos la preproducción descubrimos que Noruega no tiene realmente una industria para apoyar el nivel de trabajo que Izzi hace, por lo que creó la prótesis improvisada en los suburbios de Oslo, donde él y un par de asistentes trabajaron día y noche durante meses para satisfacer las demandas del proyecto. Era una especie de locura y creo sinceramente que nadie más que Izzi podría haberlo hecho.
También fue divertido asistir al festival con esta película al mismo tiempo que David Cronenberg estaba en el line up, ya que estoy seguro de que es el culpable de mi interés en las prótesis y el body horror.

¿Qué más quería conseguir en términos de estética? La película parece combinar sin esfuerzo una elegancia formal con los aspectos más extremos...
Una cita pertinente aquí sería “Me gustan las melodías hermosas que me cuentan cosas terribles”.
Quería plasmar esta historia un tanto incómoda de la forma más bella posible que pudiera. Quería rodarla durante los hermosos veranos que tenemos en Oslo. Quería que se viera y se sintiera lo más atemporal posible, tanto para equilibrar la historia contemporánea, pero también para aludir a la relevancia inmortal de algunos temas como el narcisismo y los celos. Así que la rodamos en 35 mm, hay mucha música clásica en la película y esperamos que todo ello se traduzca en una hermosa película que retrata cosas terribles.

¿Cómo consigue el equilibrio entre realismo y sátira, comedia y tragedia?...
No hay nada en esta historia que haya salido puramente de mi imaginación, todo proviene de la observación, que luego ha sido seleccionada y realzada para la comedia, para el conflicto, para la historia.
Espero que los personajes se vuelvan más familiares y reales a medida que la trama aumenta en absurdidad.
Parece que tengo un gran apetito por el humor incómodo. Las ideas que son a la vez dolorosas y divertidas se me quedan grabadas. No me propongo crear un tono definido, sino que el guión se va perfeccionando intuitivamente hasta que parece algo que me gustaría ver en la pantalla.

¿Hay gente buena y mala en esta historia, o todos son igual de despreciables?...
En realidad creo que los personajes son muy identificables, es sólo que la mayoría de la gente tiene suficiente conciencia de sí mismos y vergüenza para evitar que actúen impulsivamente como lo hacen en la película. Me encanta cómo la ficción nos da la oportunidad de vivir el emocionante desprecio por los límites morales de otra persona, sin tener que lidiar con las consecuencias. Con SICK OF MYSELF intentaba crear personajes que fueran muy atractivos, no necesariamente “simpáticos”. El escritor Saul Bellow dijo: “Un pensamiento asesino al día mantiene alejado al psiquiatra”. Hay algo en esa cita que habla de mi deseo de explorar estas embarazosas y a veces horribles situaciones, en la ficción.
Moralmente, la película no deja precisamente impunes las fechorías de los personajes. En ese sentido, la historia también funciona como una parábola. Acepto cualquier interpretación de la película, y cualquiera tiene derecho a opinar, pero para mí se trataba de encontrar humor en las partes más oscuras de la vida y la cultura modernas.

Usted vive en Los Ángeles, pero SICK OF MYSELF se produjo y rodó en Escandinavia. ¿Podrá seguir trabajando entre ambos continentes? ¿Qué es lo próximo para Kristoffer Borgli?...
Sigo sintiéndome como en una visita prolongada a los EE.UU., y no tengo un plan claro de dónde quiero quedarme. Tengo un proyecto en EE.UU. que se rodará este año, así que eso me mantendrá aquí un tiempo pero también tuve una gran experiencia de rodaje mi característica en Noruega y Suecia que estoy seguro de que escribiré otra historia ambientada allí. ¡Cualquiera que sea tendrá sentido para la idea!

Galeria de fotosGALERÍA DE FOTOS

{gallery}020223/SICK-OF-MYSELF/gallery}

logo radio directo


MOON ENTERTAINMENT LOGO PHOENIX ENTERTAINMENT

21 Junio solo en cines
RAPUNZEL EL PERRO Y EL BRUJO

Sagas del 7º Arte...

Sagas del 7º Arte... 28 DÍAS DESPUÉS