Fichas de peliculas
  • Registro
AVATAR EL SENTIDO DEL AGUA
INFORMACIÓN
Titulo original: Avatar. The Way Of Water
Año Producción: 2022
Nacionalidad: EE.UU.
Duración: 192 Minutos
Calificación: No recomendada para menores de 12 años
Género: Acción, Aventura, Ciencia ficción
Director: James Cameron
Guión: James Cameron, Josh Friedman, Shane Salerno, Rick Jaffa, Amanda SIlver. Basados en los personajes creados por James Cameron
Fotografía: Russell Carpenter
Música: Simon Franglen
FECHAS DE ESTRENO

España: 16 Diciembre 2022

DISTRIBUCIÓN EN ESPAÑA
20Th Century Fox


SINOPSIS

Ambientada más de una década después de los acontecimientos de la primera película. Ahora se nos cuenta la historia de la familia Sully, los problemas que les persiguen, los esfuerzos que hacen para mantenerse a salvo, las batallas que libran para seguir vivos y las tragedias que sufren...

INTÉRPRETES

SAM WORTHINGTON, ZOE SALDANA, VIN DIESEL, JEMAINE CLEMENT, SIGOURNEY WEAVER, MICHELLE YEOH, CHLOE COLEMAN, CLIFF CURTIS, DAVID THEWLIS, GIOVANNI RIBISI, OONA CHAPLIN, STEPHEN LANG, CCH POUNDER, MATT GERALD

MÁS INFORMACIÓN DE INTERÉS

icono criticasCRITICA

icono trailersTRÁILER'S

icono bsoBANDA SONORA

icono clipsCLIPS

icono featurettesCÓMO SE HIZO

icono featurettesDETRÁS DE LAS CÁMARAS

icono featurettesFEATURETTE'S

icono videoentrevVIDEO ENTREVISTAS

icono audioAUDIOS

icono premierPREMIERE MUNDIAL

icono premierPREMIERE EN LONDRES

Festivales y premiosPREMIOS Y FESTIVALES

Informacion exclusivaINFORMACIÓN EXCLUSIVA

SOBRE LA PRODUCCIÓN...
   Hace 13 años, James Cameron, el ganador del Premio de la Academia®, transportó a los espectadores a un mundo que no habían visto nunca con "Avatar", su deslumbrante epopeya. Ahora, este visionario realizador invita al público a un nuevo viaje cinematográfico con la muy esperada “Avatar: El Sentido del Agua”.
  Sam Worthington y Zoe Saldaña retoman sus papeles icónicos, interpretando a Jake Sully y Neytiri, que se han convertido en unos maravillosos padres que hacen todo lo posible por mantener unida a su familia. Cuando acontecimientos imprevistos los alejan de su hogar, los Sully viajan a través de los inmensos confines de la luna Pandora y huyen al territorio que está en poder del clan Metkayina, un pueblo que vive en armonía con los océanos que le rodean. Allí, los Sully deberán aprender a navegar por el peligroso mundo del agua y también a ganarse la aceptación de su nueva comunidad.
  Además de Worthington y Saldaña, la película está protagonizada por la nominada al Premio de la Academia® Sigourney Weaver, Stephen Lang, Cliff Curtis y la ganadora del Premio de la Academia® Kate Winslet. La película también presenta al público a un grupo de jóvenes actores de gran talento entre los que se encuentran Britain Dalton, Jamie Flatters, Trinity Jo-Li Bliss, Jack Champion y Bailey Bass. El guion es obra de James Cameron, Rick Jaffa y Amanda Silver a partir de una historia de James Cameron, Rick Jaffa, Amanda Silver, Josh Friedman y Shane Salerno. Cameron y Jon Landau son los productores de la película, con David Valdés y Richard Baneham como productores ejecutivos.

EN EL INTERIOR DE LA HISTORIA...
  Hacer una secuela de la película de mayor éxito de todos los tiempos plantea un desafío abrumador, pero si alguien podía hacerlo ese era James Cameron, que ya había escrito y dirigido dos de las secuelas más populares y queridas de todos los tiempos: “Aliens” y “Terminator 2: El juicio final".
  “Avatar” era un mundo que Cameron llevaba dentro hace mucho tiempo. Cameron escribió un guion inicial para la película en 1994, aunque aún no existían los medios para hacer realidad su visión. Al embarcarse en la producción más de una década después, este realizador pionero aportó la riqueza de conocimientos que había acumulado en los sets de sus éxitos anteriores tan inolvidables como "Titanic", "Terminator", "Terminator 2: El juicio final" , “Aliens”, “Mentiras arriesgadas” y “Abyss” hasta "Avatar”, creando una película de acción real que llevó la captura de la interpretación y la tecnología de efectos visuales a una nueva y sorprendente frontera. Sin embargo, Cameron siempre se aseguró de que la tecnología revolucionaria inventada para la película no ensombreciera las emociones que transmiten los personajes o el interés de la historia.
  Teniendo en cuenta todo lo que habían logrado con “Avatar”, y con la idea de que las secuelas empezaran a infiltrarse en sus cabezas, Cameron y su antiguo socio productor, Jon Landau, dieron el paso inusual de convocar a una cumbre tecnológica a los principales directores de departamentos que habían ayudado a realizar la película. En febrero de 2010, todos se reunieron en un hotel de Santa Bárbara, California, para revisar qué aspectos del proceso de la realización habían funcionado mejor y qué podrían haber mejorado. La reunión dio lugar a un tesoro de ideas mientras Cameron reflexionaba ideando un futuro para Pandora. “No creo que 'Avatar: El Sentido del Agua' hubiera sido posible si no hubiéramos hecho ese ejercicio”, dice ahora Cameron.
  Una vez que decidió explorar más historias ambientadas en la exuberante luna alienígena, Cameron se sentó y comenzó a poner sobre el papel una plétora de ideas. Con más de 1.500 páginas de notas y argumentos de historias, Cameron y Landau se dieron cuenta de que había más de una historia que contar. Recurrieron a un grupo de élite formado por los mejores guionistas de Hollywood para que trabajaran con Cameron en la transformación de las notas de su historia en las cuatro películas que dieran continuidad a las aventuras de Jake, Neytiri y la nueva familia que habían creado juntos. No faltaron ideas, y el proceso llevó meses para centrarse en las historias exactas no solo para una secuela, sino para una serie de películas posteriores, todas tremendamente ambiciosas pero que giraban alrededor de un tema central: la importancia de la familia.
  Landau dice: “Le digo a la gente que Jim escribe películas con temas que van más allá de su género, y es por eso que la gente se identifica con sus películas, y no hay un tema más grande, más universal que la familia”.
  El realizador quería tener todos los guiones de todas las secuelas antes de pasar a la producción. “Tuvimos que escribir cuatro películas antes de que pudiera empezar con la primera secuela”, dice Cameron. “Quería trazar un mapa de todas las historias y luego situar a los actores en varias películas y posteriormente rodar la acción real. La idea consistía en consolidar las diferentes etapas de producción juntas: captura de la interpretación, acción real y por último posproducción”.
  El heroico Jake Sully, que comenzó “Avatar” como un infante de marina parapléjico que lloraba la muerte de su hermano gemelo y buscaba desesperadamente un nuevo camino, emprende ahora “El sentido del agua” como el felizmente casado patriarca de su familia y líder del clan Omatikaya, habitando completamente su cuerpo Na'vi. “La familia es nuestra fortaleza”, le recuerda a menudo a su esposa Neytiri y a sus hijos, Neteyam (Jamie Flatters), Lo'ak (Britain Dalton), Tuk (Trinity Jo-Li Bliss) y a su hija adolescente adoptada, Kiri (Sigourney Weaver). Para disgusto de Jake y Neytiri, sus hijos suelen pasar el rato con Spider (Jack Champion), un niño humano huérfano de la guerra y demasiado pequeño para regresar a la Tierra.
  El clan Omatikaya ha vivido una vida bastante idílica durante más de una década antes de que una estrella creciente en el cielo nocturno señala el regreso de los invasores humanos. Cuando las fuerzas humanas y el equipo de destrucción masiva aterrizan en Pandora, los Sully y el resto de los Omatikaya se ven obligados a crear una fortaleza segura en una caverna gigante ubicada dentro de una de las enormes formaciones rocosas flotantes que forman parte de las Montañas Hallelujah.
  “La Gente del Cielo” regresa a Pandora no solo para realizar un trabajo de minería y llevarse de la luna el valioso mineral conocido como “unobtainium”. En cambio, la Administración de Desarrollo de Recursos (RDA) regresa con el objetivo adicional de colonizar toda la luna y convertirla en el nuevo hogar de la humanidad, ya que la Tierra está a punto de dejar de ser habitable. Al destruir una gran franja de bosque, la RDA erige una ciudad amurallada gigante a la orilla del océano llamada Bridgehead. Al mando de los activos del mundo de la RDA está el inflexible general Francis Ardmore (Edie Falco).
  Además de tener a su disposición un ejército de vehículos terrestres, aéreos y marítimos armados, la RDA ha traído consigo un arma secreta: un equipo de élite de soldados resucitados como recombinantes (recoms). Los recoms son avatares autónomos incrustados con los recuerdos de los humanos cuyo ADN se utilizó para crearlos. Al frente de esta fuerza de combate está el Recom Coronel Miles Quaritch (Stephen Lang).
  Como Olo'eyktan (líder) de Omatikaya, Jake lidera con éxito a los guerreros del clan en incursiones contra la RDA. Sin embargo, cuando Jake se da cuenta de que él mismo es, de hecho, el objetivo del equipo de recoms de Quaritch, él y Neytiri toman la difícil decisión de que lo mejor para el gran clan es que los Sully huyan de su tierra natal y busquen un refugio seguro en los lejanos atolones de Pandora. La decisión desgarra el corazón de todos los miembros de la familia. “Ese es el dilema de estos personajes”, dice Cameron. “¿Hacer lo correcto por un bien superior o hacer tu trabajo y lo que te dice tu corazón que es lo mejor para tu familia?”
  Después de hacer un largo viaje a través de los inmensos océanos de Pandora, los Sully llegan a la casa del clan Metkayina, liderado por Ronal (Kate Winslet) y Tonowari (Cliff Curtis). Allí, Jake invoca Uturu, una tradición Na'vi que establece que hay que ofrecer un puerto seguro a todos los refugiados que busquen amparo. A pesar de darles la bienvenida a regañadientes, Ronal y Tonowari instruyen a sus hijos Tsireya (Bailey Bass) y Aonung (Filip Geljo) para que ayuden a los niños Sully a adaptarse a las costumbres y tradiciones del clan del agua.
  La desaparición de los Sully de la selva tropical no impide que Quaritch busque al "insurgente Jake Sully”. Cuando Quaritch se entera de que Jake podría estar viviendo entre uno de los numerosos clanes de los arrecifes, se centra en devastar aldea tras aldea en busca de su némesis. La persecución de Quaritch conduce no solo a una batalla naval épica que enfrenta a las fuerzas de la RDA contra Jake, Neytiri y las gentes de Metkayina, sino también a una confrontación muy personal entre Quaritch y los padres Sully.
  Una vez que tuvieron la historia, Cameron y Landau pidieron a los jefes de departamento clave de la película que idearan metodologías y nuevas tecnologías que permitieran a Cameron crear personajes aún más expresivos y atractivos en la pantalla y situarlos en un mundo que, a pesar de su diseño de fantasía, debía parecer real. El resultado fue que cuando empezó la producción, Cameron tuvo a su disposición un conjunto de herramientas tecnológicas totalmente nuevo. “El material con el que estamos trabajando ahora es muy avanzado en comparación con la primera película”, dice Cameron. “Pero, ¿eso hace que la película sea mejor desde la perspectiva de la audiencia? Para nada. Al público solo le importa una historia, los personajes y lo que sienten viendo la película. Es en lo que pienso todos los días”.
  Landau explica que la historia de cada secuela llega a su propia conclusión y resolución emocional, pero cuando se ven como un todo, las cuatro secuelas de “Avatar” crearán una saga épica conectada aún más grande. En lugar de sentir la presión externa asociada a hacer la secuela de un gran éxito de taquilla, los realizadores se someten ellos mismos a la presión para hacer las mejores películas posibles. “Cuando haces una película la presión está siempre presente pero la presión es la presión a la que nos sometemos nosotros mismos”, dice Landau. “Queremos ampliar los límites de la narración y cautivar al público. Y todo eso nos hace trabajar más duro”.
  Cameron ha dedicado muchos años de su vida creativa a las películas de "Avatar" y dice que está decidido a asegurarse de que las secuelas sean entretenidas y repletas de espectáculo además de ser conmovedoras y emotivas. Al mismo tiempo, Cameron las ha imbuido de temas que son importantes para él como la protección del medio ambiente y, por supuesto, la importancia de la familia. “Con 'Avatar', a donde he elegido llevar la historia, dar a conocer el paisaje y las personajes que he incorporado y algunas de las preguntas que se contestan, creo que no hay nada más que quiera decir cinematográficamente que no vaya a decir en estas cuatro películas”, afirma el realizador.

LOS PERSONAJES...
LA FAMILIA SULLY...
  El actor australiano Sam Worthington retoma el papel protagonista de Marine convertido en el líder Na'vi Jake Sully. Zoe Saldaña vuelve a ser la guerrera Na'vi Neytiri y ahora tiene que luchar con sus obligaciones y deberes para con su familia y su clan. Sigourney Weaver interpreta a su hija adolescente adoptiva Kiri, que es la hija biológica del avatar de la Dra. Grace Augustine, el personaje fallecido que Weaver interpretó en la primera película.
  Jamie Flatters, nacido en el sur de Londres, es Neteyam, el mayor de los hijos de Jake y Neytiri, y el "niño de oro", que no puede equivocarse, Britain Dalton, que proviene del condado de Orange, California, es el segundo hijo, Lo'ak. Igual de desesperado por ganarse la aprobación de Jake, Lo'ak nació con un dedo más, lo que lo convierte en un paria entre su clan. Trinity Jo-Li Bliss interpreta a Tuk. Es atrevida, traviesa y está muy unida a su madre Neytiri, a su abuela Mo'at (CCH Pounder retoma su papel de "Avatar") y su hermana mayor Kiri.
  Jack Champion es Spider, un niño humano que se quedó en Pandora cuando era pequeño y por el que los niños de la familia Sully, y Kiri en particular, sienten un apego especial.

LOS METKAYINA...
  Kate Winslet, ganadora del Premio de la Academia®, se reencuentra por primera vez con James Cameron desde "Titanic" en 1997. La actriz encarna a Ronal, la Tsahik o Matriarca chamánica del clan Metkayina, casada con Tonowari (Cliff Curtis), el Olo'eyktan del clan. El actor Cliff Curtis, neozelandés de ascendencia maorí, es conocido por su trabajo en películas como "Megalodón" y "The Dark Horse", y la serie de televisión "Fear the Walking Dead”. Bailey Bass interpreta a Tsireya, la hija adolescente de Ronal y Tonowari, cuyos lazos con su familia se ponen a prueba una vez que el hijo mediano de Jake y Neytiri, Lo'ak, entra en su vida. El actor filipino-canadiense Filip Geljo ("División O”) interpreta a su hijo Aonung, un gran cazador, que trata a la familia Sully con cierto recelo. Y el joven actor maorí Duane Evans Jr. encarna al adolescente Metkayina Rotxo, el mejor amigo de Aonung.

QUARITCH...
   Stephen Lang regresa como un Recom Quaritch reconstituido. Después de haber interpretado al antagonista humano de “Avatar” que murió al final de la película, Lang regresa como un recombinante, o recom, de su personaje. Un recom es un avatar autónomo especializado incrustado con los recuerdos del ser humano cuyo ADN se utilizó para crearlo. El recom de Quaritch posee todas las habilidades que tenía como jefe de Secops, la fuerza de seguridad privada que en su tiempo vez defendió la base de la Puerta del Infierno, pero ahora con la ventaja añadida de un cuerpo Na'vi de 2,70 metros de altura.

LA PRODUCCIÓN...
  En lugar de crear una gran número de nuevos planetas y lunas, James Cameron optó por seguir explorando la luna Pandora con las secuelas de "Avatar". Le pareció que la luna, que orbita alrededor de un planeta gigante gaseoso llamado Polifemo en el sistema estelar Alfa Centauri-A, podría contener una variedad de paisajes, al igual que la Tierra.
  “Pandora es otro personaje de la película”, dice el productor Jon Landau. “Hemos estado usando Pandora como una metáfora de nuestro mundo, y podríamos viajar por nuestro mundo durante mucho tiempo y no ver todas las maravillas que encierra. Así que Jim tomó la decisión de mantener la historia ambientada en Pandora y explorar nuevos biomas y nuevas culturas. Basado en su amor por los océanos, mi amor por los océanos, decidimos que los océanos serían el próximo terreno sonoro de nuestras historias”.
  Cameron recurrió al diseñador de producción Dylan Cole para diseñar todo lo relacionado con Pandora natural y los Na'vi, mientras que el diseñador de producción Ben Procter se encargó de centrarse en los entornos, los vehículos y las armas de los personajes humanos. “Por lo general, tienes un diseñador de producción que maneja todo lo que pasa delante de la lente”, dice Cameron. “Pero en esta historia había dos mundos en colisión: el mundo humano, que es muy tecnológico y reconocible para nosotros, y el mundo de Pandora, los Na'vi, las criaturas, las plantas, todo. Dylan y Ben no solo estaban diseñando para la segunda película, estaban diseñando toda la metanarrativa”.

EL MUNDO DE LOS METKAYINA...
  “Al diseñar los océanos de Pandora, sabíamos que estábamos ante un gran desafío”, explica Dylan Cole. “Por un lado, nuestro director James Cameron sabe más sobre el océano que nadie”.
  Se refiere no solo a la inmersión en solitario sin precedentes de Cameron al punto más bajo de la Tierra en 2012, que documentó en la película de National Geographic de 2014 "Desafío en las profundidades", sino también a su pasión por el mar durante toda su vida.
  Más allá de eso, la tarea de Cole consistía en crear un ecosistema que habría dado forma a todo el estilo de vida del clan Metkayina. Los personajes en sí tienen un tono azul ligeramente diferente al de los Omatikaya. Además tienen una fisiología diferente, con manos grandes, pecho y caja torácica más anchos, y gruesas protuberancias de cartílago debajo de la piel, casi como aletas, que se extienden por los lados de los brazos y las piernas para ayudarlos a nadar. También tienen colas más anchas para impulsar sus cuerpos a través del agua. Cameron lo explica: “El clan Metkayina, la gente del arrecife, se ha adaptado a la vida del océano, así que parecen muy diferentes”.
  El pueblo de Metkayina se diseñó para evocar una sensación de vida idílica en el arrecife. Y así como los Omatikaya tenían sus lugares sagrados en la selva, los Metkayina tienen la Ensenada de los Ancestros, donde se encuentra su Árbol de los Espíritus. “Necesitaba que pareciera submarino y exótico, pero que también recordara al Árbol de las Almas”, dice Cole, refiriéndose al sauce gigante que las fuerzas de la RDA atacaron en “Avatar”. “Mantuvimos la idea de un árbol, con zarcillos magenta brillantes y frondas como algas exóticas”.
  Los Metkayina tienen una relación única y espiritual con el tulkun, una especie de criaturas sensibles parecidas a ballenas que pueden alcanzar 91 metros de largo. Cameron lo explica: “La premisa es que la cultura tulkun y la cultura Na'vi se unen a través de la música, las canciones y el baile. Los Metkayina, por ejemplo, hacen patrones de tatuajes en el tulkun con la intención de expresar su historia familiar. Los tulkun adultos que han celebrado su ceremonia de la mayoría de edad tienen cuerpos tatuados y aletas tatuadas, al igual que los Metkayina, ya que los adolescentes también se hacen sus primeros tatuajes”.
  El personaje de Payakan es un tulkun adolescente que se hace amigo de Jake y del hijo de Neytiri, Lo'ak, aunque al igual que Payakan, el adolescente Na'vi, también se parece a un paria: los dos se comunican usando un lenguaje de señas desarrollado especialmente por el actor y defensor de los sordos CJ Jones para la película. “Ambos son en esencia adolescentes incomprendidos que no son aceptados, así que se hacen amigos en el salvaje océano”, dice Cameron.
  Otras criaturas acuáticas son los ilu, una especie de mamífero juguetón que Cameron describe como “un cruce entre una versión biplano de una manta raya fusionada con el cuello largo de un plesiosaurio con las alas canard de un caza de combate europeo”. Cole pensó en ellos como la respuesta de la película a los ikran, la especie de depredadores aéreos parecidos a dragones que aparecen en “Avatar”. “Queríamos la personalidad de un delfín o de una foca, algo muy divertido, pero tienen dientes y pueden dar miedo, cuando es necesario”, dice el diseñador de producción.
  Por el contrario, el skimwing es anfibio: tiene una estructura branquial pero también puede respirar en la superficie del agua. “El skimwing es como la montura de un guerrero, lo que significa que es más agresivo, más peligroso, más rápido”, dice Cameron. El diseño se inspiró en parte en el pez volador, pero con una forma de cabeza muy diferente y alas brillantes de Pandora, coloreadas con un patrón básico de negro y naranja con algo de blanco. “El diseño no solo tiene que ser bonito”, dice Cole. “Tiene que funcionar como si fuera real”.

EL MUNDO DE LA RDA...
  Cuando los humanos regresan a Pandora, solo tienen un objetivo en mente: la dominación absoluta. La RDA, fuertemente armada, viaja a bordo de una flota de ISV (abreviatura de Interstellar Vehicle), liderada por el Destino Manifiesto, y ha sustituido los módulos habitacionales que una vez albergaron a científicos y candidatos al Programa Avatar con "eslingas de carga", que transportan equipos pesados, vehículos militares y maquinaria. Los enormes motores de los ISV queman el paisaje nativo a medida que descienden por el aire. “Es una invasión hostil, una especie de desembarco en las playas de Normandía”, explica el diseñador de producción Ben Procter. “Este hermoso radio de bosque de 32 kilómetros de ancho se ha reducido a un páramo de madera en llamas”.
  Procter diseñó la eslinga de carga como una estructura industrial gigante, un cruce entre una plataforma petrolífera y un edificio de oficinas de 30 pisos de altura. “Tiene unas patas amortiguadoras porque tiene que dejarse caer en el planeta”, dice. “En la parte inferior de esta torre de 30 pisos, hay una rampa gigante que se abre, y de ella sale una serie de vehículos de construcción, trajes AMP y personas”.
  Todo ese equipo se utiliza en la construcción de la base de operaciones de la RDA, una ciudad en expansión llamada Bridgehead. “Es un puerto industrial en toda regla”, dice Proctor. “Hay una refinería de unobtanium, de combustibles fósiles. Jim quería que pareciera una ciudad fronteriza en plena expansión con construcciones infinitas. Y están pobladas de hormigas, trabajando y construyendo”.
  Además de una flota de aviones de ataque, la RDA también tiene en su arsenal el monstruoso pero muy aerodinámico Sea Dragon, un barco de 121 metros de largo que puede levantarse del agua para rozar la superficie del océano a velocidades de 140 nudos. El Sea Dragon lleva en su interior embarcaciones más pequeñas, todas diseñadas para ayudar en la caza de los tulkun y en la defensa. La armada letal incluye submarinos de ataque mako armados con torpedos, que cuelgan como bombas listas para caer al agua a través del vientre del casco. A bordo también se encuentran los Trajes de Cangrejo submarinos, la respuesta de la película al traje AMP de "Avatar". “El traje de cangrejo es como un marinero mecánico de gran tamaño que puede hacer todos los trabajos pesados dentro y fuera del agua”, dice Cameron. “De la misma manera que un cangrejo de verdad puede entrar en el coral y en las plantas y escabullirse, medio nadando, medio agarrando cosas, este puede hacer lo mismo. Cuando camina sobre la cubierta, camina sobre los nudillos. Pero en el agua tiene una ligera capacidad prensil para sacar los dedos de los pies y agarrar algas marinas y otros objetos”.
  El Sea Dragon también transporta un gran número de embarcaciones de superficie, incluido el Matador, una plataforma de arpón, apoyo y comando de avance de alta velocidad, y varios Picador, que se utilizan para patrullas de corto alcance y funciones de respuesta defensiva.

CAPTURA DE RENDIMIENTO SUBMARINO...
  En “Avatar: El Sentido del Agua”, Cameron y su equipo tuvieron que volver a la proverbial mesa de dibujo para idear la forma de capturar actuaciones debajo el agua, algo que no se había hecho nunca. “La clave era rodar bajo el agua y en la superficie del agua para que la gente pudiera nadar adecuadamente, saliera del agua adecuadamente y se sumergiera adecuadamente", dice Cameron. “Parece real porque el movimiento era real. Y la emoción era real”.
  El equipo construyó un depósito enorme en los estudios de Manhattan Beach, donde se encuentra Lightstorm, la productora de Cameron y Landau. El depósito debía contener suficiente agua para que el realizador reprodujera las condiciones marítimas del mundo real. Con una altura de 37 metros de largo, 18 metros de ancho y 9 metros de profundidad y con capacidad para más de 250,000 galones de agua, este enorme depósito hizo las veces del "Volumen" submarino de las películas, como se conocen las etapas de captura de rendimiento.
  “Eso se convirtió en nuestro sistema completo del ejército suizo”, dice Cameron. “Podíamos hacer que las olas rompieran en la orilla y que la gente intentara salir del agua mientras las olas los golpeaban. Podíamos crear una interacción de ondas con las criaturas y las personas que emergen mientras las olas los golpean e intentan decir sus diálogos y respirar al mismo tiempo”. Se utilizó un sistema de hélices denominado "la pista de carreras", que constaba de dos hélices de barco de seis 1,83 metros de diámetro, para impulsar la corriente en el depósito. “La corriente solo tenía una fuerza de 10 nudos, pero pudimos hacer que pareciera mucho más rápida para la película”, dice Cameron.
  Sin embargo, para que la tecnología de captura de movimiento funcionara bajo el agua, el agua tenía que estar clara. Y aunque en un principio Cameron había pensado que el equipo que fotografiaba a los actores usara un equipo SCUBA mientras filmaba en el depósito, el aparato de respiración creaba perturbaciones en el agua. “No tiene que haber muchas burbujas de aire”, explica el realizador. “Cada una de esas burbujas de aire es un pequeño espejo que se mueve, y el sistema que intenta leer todos los puntos del marcador en el cuerpo del actor para poder capturar su movimiento no puede diferenciar entre un punto de marcador y una burbuja”.
  Así que solo quedaba una opción: “Todos los que trabajaban dentro del depósito tenían que contener la respiración”, dice Cameron. “Si alguien estaba ahí abajo sosteniendo un foco, tenía que contener la respiración. Si estaba manejando una cámara, tenía que contener la respiración. Y por supuesto los actores tenían que contener la respiración”.
  Para ayudarlos a ofrecer actuaciones convincentes bajo el agua, el reparto estudió buceo libre con el prestigioso experto Kirk Krack. “Los actores se lo pasaron muy bien”, dice Cameron, señalando que mientras todos los miembros del conjunto demostraron ser expertos en buceo libre, Winslet se sumergió en el agua con una facilidad asombrosa. Cameron dice: “Kate disfrutó de la libertad de poder expresarse bajo el agua. Pudo contener la respiración estática durante unos 7 minutos y 20 segundos. Yo he practicado buceo libre durante 50 años y creo que lo máximo que he aguantado la respiración han sido 5 minutos y medio.
  “En resumen, terminamos con un volumen para el agua y un volumen separado para el aire”, continúa diciendo Cameron. “Esos dos volúmenes tenían que estar uno encima del otro con solo una pulgada entre ellos, así que cuando el ordenador está tomando datos de un volumen, datos del otro volumen y en tiempo real, está integrando toda esa información y mostrándome en mi Cámara Virtual a la gente yendo y viniendo, nadando, saliendo a un muelle o sumergiéndose y nadando bajo el agua. Eran dos métodos de captura completamente separados que se fusionan juntos. Obviamente, el software para hacer eso tardó bastante en funcionar, pero el resultado final fue asombroso”.
  La captura de rendimiento de “Avatar: El Sentido del Agua” comenzó en septiembre de 2017 y duró aproximadamente 18 meses, con Cameron y el reparto trabajando en las escenas de las cuatro secuelas. “Para los actores, es un proceso muy puro”, dice Cameron. “No se distraen con nada. Nos limitamos a filmar. A veces grabábamos 10 o 12 minutos seguidos. Es un entorno creativo aislado y creo que, como director, me siento mucho más en sintonía con los estados emocionales de los actores”.
  Después de que Cameron y el equipo editorial eligieran las mejores interpretaciones para cada momento de una escena determinada, Cameron empleó una cámara virtual revolucionaria para crear las tomas específicas. La Cámara Virtual permitió al director rodar escenas dentro de su mundo generado por ordenador, como si estuviera filmando en un lugar real o en un plató de Hollywood. A través de esta Cámara Virtual, el director no veía a Zoe Saldaña, Sam Worthington o Sigourney Weaver, sino a sus gigantescos personajes azules en el mundo de Pandora. “Podía ver a todos donde se suponía que debían estar, por encima o por debajo del agua, y podía hablar con ellos a través del sistema de la megafonía de los buzos. Estaban actuando con dirección en tiempo real en función de lo que yo estaba viendo en la cámara virtual”, dice Cameron.
  Una vez que las tomas de la Cámara Virtual se editaron en secuencias montadas, las tomas y las actuaciones se entregaron a los expertos en efectos visuales de Wētā FX, la compañía de efectos visuales de Peter Jackson ganadora del Premio de la Academia® con sede en Nueva Zelanda, que había ayudado a Cameron a dar vida a los personajes Avatar y Na'vi de "Avatar". Bajo la dirección del supervisor sénior de efectos visuales Joe Letteri, ganador de cuatro Oscar® y conocido por su trabajo innovador en personajes generados por ordenador como Gollum y King Kong, los artesanos de Wētā FX trabajaron incansablemente para preservar los matices de cada actuación.
  Richard Baneham de Lightstorm, ganador del Oscar®, colaboró con Letteri. Juntos, presionaron a los artistas de VFX para que el trabajo de los actores resultara absolutamente auténtico; Por supuesto, añadieron movimientos sutiles en las colas y las orejas de los Na'vi, movimientos que los actores no podían hacer por sí mismos. Pero incluso en esos casos, el objetivo siempre fue mantener la coherencia con las emociones creadas por el reparto. “Observamos a cada actor y cada interpretación fotograma a fotograma para asegurarnos de que coincidiera”, dice Letteri. “Para mí, siempre se trata de los personajes y de la habilidad para estar con ellos, vivir el momento con ellos, ver sus interpretaciones, comprender lo que sienten y por lo que están pasando. Siempre buscas esa conexión emocional". Cameron añade: “Lo que nos interesa de la captura de rendimiento es la totalidad de la actuación: física, emocional, facial, los ojos, todo. Lo que el actor hace en ese momento es sagrado”.
  Para “Avatar”, el equipo de efectos visuales había desarrollado un sistema de “captura de rendimiento facial basada en imágenes”, utilizando una sola cámara de definición estándar para la cabeza para grabar con precisión los matices más pequeños de las actuaciones faciales de los actores. El dispositivo estaba orientado hacia el rostro de los actores, y la cámara grababa las expresiones faciales y los movimientos musculares como nunca se había hecho. Y lo que es más importante, la cámara registraba el movimiento de los ojos, algo imposible de realizar con los sistemas anteriores. El sistema head-rig permitió capturar las expresiones faciales de los actores con una claridad y precisión sin precedentes.
  Para “Avatar: El Sentido del Agua” y sus secuelas, la plataforma principal se actualizó con dos cámaras de alta definición diseñadas para capturar una fidelidad aún mayor y una interpretación más matizada. “Contar con una actuación lo más detallada posible nos ayuda a asegurarnos de que eso es lo que vamos a ver en las tomas finales”, dice Letteri.
  Trabajando en sintonía con el equipo de Lightstorm, Weta FX no solo necesitaban crear personajes fotorrealistas que fueran atractivos y emocionales, también tenían que crear digitalmente, a un nivel sin precedentes, el mundo de Pandora. Había que crear y renderizar en los ordenadores del equipo de efectos visuales especiales cada planta, cada árbol y cada roca; Los avances significativos en iluminación, sombreado y renderizado les permitieron completar tomas con más complejidad que nunca dada la ubicuidad del agua en las escenas. Se dedicaron más de cinco años de investigación y desarrollo a inventar un nuevo software y una metodología para la secuela.
  “No toda la película tiene lugar dentro y debajo del agua, pero una gran parte sí lo hace”, dice Cameron. “Tuvimos que descubrir cómo se mueve el agua cuando una enorme criatura mueve toneladas de agua con su aleta o cuando la gota de lluvia más pequeña cae en la frente de alguien y va goteando por la ceja y la cara. Es un problema increíblemente complejo, pero no es como si estuviéramos empezando de cero. Ya hicimos simulaciones de agua en 'Titanic', pero en este caso no lo hemos llevado al siguiente nivel sino que hemos saltado al quinto nivel. Lo mejor de todo esto es que resolver el problema del agua en esta película quiere decir que puedes jugar con el agua en cualquier otro momento hasta el final de los tiempos. Así que estas herramientas son tremendamente importantes para la industria de los efectos en general”.

FOTOGRAFÍA Y DISEÑO DE VESTUARIO...
  La mayoría de las escenas de acción real de "Avatar" se rodaron en Wellington, Nueva Zelanda, y para las secuelas, Cameron quiso regresar a ese país. “Disfrutamos mucho de la experiencia de rodar la primera película en Nueva Zelanda. Los profesionales de decorados y atrezzo son extraordinarios y están muy orgullosos de su trabajo”, dice Cameron.
  Aun así, Cameron trajo consigo un equipo de artistas de primer nivel, incluido el director de fotografía Russell Carpenter. “La iluminación de las escenas de acción real tenía que fusionarse a la perfección con cualquier entorno en el que nos encontráramos, ya fuera una jungla densa, bajo el agua o ya fuera en las instalaciones de la RDA”, dice Carpenter. Landau comenta sobre el director de fotografía: “Cuando tienes una combinación de acción real e imágenes por ordenador, una de las cosas más difíciles es la iluminación interactiva. También filmamos esta combinación en 3D en High Dynamic Range a 48 fotogramas por segundo. Y Russell tuvo que encajar todas esas cosas”
  También trabajó para asegurarse de que la iluminación complementara la paleta de colores establecida para la película. “Jim quiere que todo, el color, la iluminación, el contraste, afecte al espectador, que las neuronas de nuestro sistema visual y nuestro cerebro se estimulen de cierta manera”, dice Carpenter. “Por eso damos tanta importancia al color, al detalle, al movimiento de la cámara… para ayudar a potenciar esa sensación de inmersión”.
Landau añade: “El trabajo de Carpenter comenzó mucho antes del rodaje de la acción real. Queríamos que el ojo de Russell fuera la lente cinematográfica que también definiera el aspecto de las escenas generadas por ordenador”.
  Los trajes ricamente detallados diseñados por la ganadora del Oscar® Deborah L. Scott también potencian esa sensación de inmersión. Scott quería que cada traje contara su propia historia. ¿Qué papel desempeña este personaje en la familia? ¿En su sociedad? Los trajes de los nuevos habitantes del arrecife debían ser exclusivos de su cultura y basarse en los recursos del entorno que los rodeaba.
  Aunque Wētā FX se encargó de crear digitalmente la gran mayoría de los trajes Na'vi, muchos trajes y gran parte de las joyas se fabricaron como elementos reales y tangibles. “Una de las razones por las que hemos hecho por completo las prendas es que el movimiento de la prenda no se puede entender si no tienes una pieza completa”, explica Scott. “Si algo es pesado, ligero, fibroso o tiene hebras, debes tener la muestra para saber la forma en que se mueven en el aire, con la brisa o bajo el agua”.
  Letteri afirma: “El vestuario de esta película es mucho más complicado que el que teníamos en la primera película. Los trajes son simulados porque son físicos. Si alguien camina y mueve el brazo, la tela se pliega, se arruga y se dobla. Si el traje está elaborado con muchas piezas pequeñas como cuentas, cuerdas, plumas o trozos tejidos, todo eso tiene que pasar por una simulación física muy detallada para que se comporte como si fuera una pieza de tela real”.
“Si queríamos que Wētā FX hiciera un traje que pareciera real, necesitábamos darles un estándar en el que basarse”, dice Landau. “Y se consiguió gracias a las maravillosas creaciones que Deb diseñó y elaboró con los increíbles artesanos de Wētā”.
  Una de las piezas más complicadas fue la capa ceremonial que usaba el Metkayina Olo'eyctan Tonowari de Cliff Curtis. “Es una pieza muy significativa para cualquier personaje de su estatura”, dice Scott. “La concepción inicial surgió de unos grabados en blanco y negro de fauna y flora que había encontrado”. Scott se inspiró en la naturaleza, basándose en los colores de la concha Pāua, "que encierra todos los colores del arcoíris, desde el verde hasta el morado, el azul, el plateado... y los colores del amanecer", dice Scott. “Las plumas del interior de su capa van del amarillo pálido al naranja”, dice la diseñadora de vestuario. “Son súper vibrantes, como los de un pájaro del paraíso que presume de sus colores”.

UN ESPECTÁCULO CINEMATOGRÁFICO INMERSIVO Y EMOCIONAL...
  Cameron crea en todos los entornos de “Avatar” una experiencia inmersiva en la que el público tiene la impresión de estar acompañando a los personajes en sus aventuras. Pero este extremo es aún más cierto en el caso de “Avatar: El Sentido del Agua”, que representa un nuevo cenit creativo para este extraordinario realizador que, una vez más, supera los límites de la narración cinematográfica. Cameron utiliza con enorme dominio la tecnología 3D mejorada y sumerge a los espectadores en el interior de la narrativa, permitiéndoles experimentar en primera persona los entornos magníficamente detallados de Pandora y dándoles la oportunidad de recorrer sus majestuosos paisajes junto a los valientes y audaces héroes Jake y Neytiri.
  “Hacemos películas para la gran pantalla”, dice el productor Jon Landau. “¿Por qué hoy en día la gente recurre al entretenimiento? Para evadirse. Es cierto que puedes evadirte con tu dispositivo móvil o en una pantalla grande que tengas en casa. Pero cuando vas al cine, te pierdes en las imágenes de la pantalla, los personajes y el mundo de la película. No hay nada como eso”.
  La experiencia es aún más emocionante gracias a las impresionantes imágenes y la absorbente historia que Cameron y sus colaboradores cuentan utilizando tecnología innovadora, ofreciendo al público una experiencia de evasión impresionante y conmovedora que nunca habían visto. “Con 3D, el alto rango dinámico, la alta velocidad de fotogramas, hoy podemos ofrecer una imagen de mayor calidad que la que vimos en 'Avatar' y con mucha diferencia”, dice Landau. “Va más allá de todo lo anterior y lo hacemos con el único fin de ponernos al servicio de la narración. Es una ventana a otro mundo”.
  Cameron concluye: “Entras en una sala de cine y te transportan a un mundo de fantasía ficticio. Cuanto más dejes de lado la incredulidad, más divertido resulta. Es casi como un contrato entre la película y el público: todos vamos a cogernos de la mano y saltar juntos a Pandora. Va a ser maravillosamente divertido”.

logo radio directo


MOON ENTERTAINMENT LOGO PHOENIX ENTERTAINMENT

9 Diciembre solo en cines
MISIÓN H2O

Sagas del 7º Arte...

Sagas del 7º Arte... DEADPOOL

Criticas del pasado...

FIEBRE AMERICANA (AMERICAN FEVER)REQUIEM POR LOS QUE VAN A MORIR PATCH ADAMS
GRANDES ESPERANZAS WOMAN ON TOPCARTAS A IRIS